La delicadeza del puñetazo, Weegee

retrato

Hay autores que se clavan en la retina como con un imperdible, autores con la sutileza de un puñetazo en la boca del estómago, y que sin embargo , en su crudeza encierran tanta ternura como poesía, quizás por que distinguen la belleza y la fealdad como hermanas gemelas, siamesas que no pueden separarse y que no existen la una sin la otra.

Si hay un autor representativo de esta forma de ver las cosas, éste es Arthur Fellig, más conocido como Weegee, directo, sin tapujos, casi inmoral en su manera no maniquea de mostrar lo que ve, y es esa visión cruda, esas imágenes impactantes  lo que a veces nos hace olvidar que además de un magnífico fotoreportero en un fotógrafo genial.

Sus obras están compuestas de un modo exquisito, casi minimalista, “less is more”, porque todo lo que muestra es imprescindible. De la necesidad, virtud, sus imágenes son a menudos nocturnas, con poca luz, y la iluminación dramática que consigue con el flash lo acerca al mundo tenebrista de Caravaggio o Rembrandt.

Una exposición en Madrid en los próximos mese nos lo acercará, habrá que aprovechar la oportunidad de “verlo en directo”.

 

weegee

weegee5

 

weegee_2

weegee21

weegee_hells_kitchen

weegee-booked

weegee-coneyisland

weegee-lovers

Anuncios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.